Berenjenas fritas con miel de caña

miércoles, 21 de septiembre de 2016



Las berenjenas con miel de caña, son un plato típico andalúz, entre Córdoba y Granada...no se sabe bien de donde renacen, pero lo que si es seguro es que es de origen árabe.
La combinación dulce-salado es exquisita, al menos para los amantes de esa combinación, como soy yo... 
Durante el verano, en que las berenjenas están en su mejor momento y además yo las consigo ecológicas, las hago muchas veces para cenar... y no veáis lo buenas que están...



Si no tenéis miel de caña podéis sustituirla por miel normal o melaza, aunque cambiará un poco el sabor...
No pongo cantidades porque depende de las que queramos hacer...

Ingredientes:
     -   1-2 berenjenas tiernas
     -   harina
     -   sal
     -   miel de caña



Pelamos las berenjenas, también podemos hacerlas sin pelar, pero en casa las prefieren peladas. las partimos, bien en rodajas finas o bien en bastones , como he hecho yo.
Las ponemos en un escurridor y les ponemos sal. Las dejamos reposar al menos 30 minutos para que las berenjenas suden y pierdan el amargor. Saldrá un liquido oscuro...
Las enjuagamos debajo del grifo de agua fría y las secamos bien con papel de cocina...
Las enharinamos y les quitamos el exceso de harina....
Las freímos en aceite bien caliente hasta que doren. Las dejamos sobre papel de cocina para quitar el exceso de aceite.

Las servimos calentitas con miel de caña por encima.

20 comentarios

  1. ¡Me encanta! Pasé 6 meses viviendo en Málaga y a todo el que venía a verme le llevaba a probar esta delicia =)

    ResponderEliminar
  2. Me encantan las berenjenas así y los higaditos hace siglos que no los como pero al ver los tuyos me ha venido a la memoria el sabor cuando los preparaba mi padre. Un besazo.

    ResponderEliminar
  3. Son riquísimas estas berenjenas fritas con miel, me gusta como te han quedado, no se ven cargadas de aceite y tienen una pinta muy crujiente.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. ¡Cómo me gustan! En casa mi madre las hace a menudo. También quedan buenísimas en tempura, o cortadas muy finas y rebozadas en almendras muy picadas y con miel! El toque crujiente le sienta muy bien también :)

    lavidadeunbocado.wordpress.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por la sugerencia, me ha gustado!! las probaré...Bs.

      Eliminar
  5. Me encanta las berenjenas y mejor con miel de caña que me disloca¡¡
    besitos¡¡

    ResponderEliminar
  6. Me chiflan las berenjenas, y así como las has preparado tienen una pinta estupenda. Acabo de conocer tu blog y me encanta, me quedo por aquí :)

    Aprovecho para decirte que este año soy yo la encargada de organizar el AMIGO INVISIBLE GASTRONÓMICO (no sé si sabes lo que es o si has participado algún año). Te dejo el enlace a la entrada de mi blog donde explico todo y donde puedes apuntarte, por si te animas :)
    http://saborafresaalice.blogspot.com.es/2016/09/aig-2016-ya-esta-aqui-la-nueva-edicion.html

    ResponderEliminar
  7. Mira que me gustan las berenjenas y esta receta siempre la tengo en pendientes para hacer. Además me he traído del pueblo y están en su punto. No tengo miel de caña, pero ya lo solucionaré.
    Besitos.

    https://yalalunaseleveelombligo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pilar, la encuentras en cualquier super...en donde está la miel normal. Bs.

      Eliminar
  8. Hola Julia, me trajo mi madre un cesto de berenjenas y como asi nunca las he cocinado mañana mismo las hago, la miel de caña no la tengo pero tengo una casera de las colmenas de mis consuegros y voy a probar, las tuyas se ve maravillosas...Bess

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La miel de caña es lo que les da ese sabor tan peculiar. Con miel normal sabrán diferentes aunque también estarán buenas. Puedes encontrar la miel de caña en cualquier supermercado, si quieres Esther. Bs.

      Eliminar
  9. Esto es una perdición! Para mi trasero, principalmente, por eso sólo las tomo en bares :)

    ResponderEliminar
  10. Mira que casualidad, esta tarde me han regalado una bolsa llena y me gusta de todas las maneras. Te copio la receta . Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Mi opinión es que el toque lo da la miel de caña es importantísimo, (hoy dia se encuentra en cualquier super). Yo las he probado fuera con otra miel y ni comparación!
    Hay que consumir productos nuestros y más si salen de la única fábrica de miel de caña que queda en Europa; está en Frigiliana (Málaga)y yo soy de aquí. No es que me hagan descuento, ni me lleve comisión, ni sea parte de la fábrica, pero me toca la fibra cuando leo en muchísimas recetas que se puede sustituir por otra miel (jamás sabrá igual).
    En el siguiente enlace hay muchas mas recetas donde usarla...si no funciona, copiar y pegar en el navegador.
    http://www.mieldelatorre.com/


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón Isamar... no saben igual, están mucho más ricas con miel de caña, y es cierto que la podemos encontrar en casi todos los supermercados, pero siempre habrá alguien que no pueda encontrarla y aunque cambie un poco el sabor , también quedan ricas...
      Digamos que el toque principal lo da la miel de caña, sin duda alguna. Gracias por el enlace, le echaré un vistazo para hacer más recetas con ella, me encanta su sabor. Gracias por comentar. Bs.

      Eliminar
    2. Gracias a ti por tus magníficas recetas. Un beso!

      Eliminar
  12. Riquísimas, siempre tengo miel de caña en casa pues sabe diferente y da un toque especial a nuestros fritos!!in v¡beso

    ResponderEliminar
  13. no son ni de cordoba ni de granada, son de la axarquia malagueña.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Miguel, gracias por tu aclaración. El origen de la miel de caña , efectivamente es de Málaga, el origen del plato, es decir , las berenjenas con miel de caña es de origen árabe, y los árabes se extendieron por toda Andalucía, entre ellos Córdoba, Granada y Málaga... resto de Andalucía y España...
      Saludos

      Eliminar

Una de las mejores cosas de este blog, son tus comentarios!!
Gracias por pasarte y dejarme tus palabras. Es un placer leerlas...