Rosquillas al horno con glasa

viernes, 8 de junio de 2018

Rosquillas al horno con glasa. Julia y sus recetas

Hoy vamos a hacer unas rosquillas al horno con glasa tradicionales, con un sabor delicioso y con una glasa crujiente de azúcar glas y clara de huevo que las hacen irresistibles.
Las solemos ver en las panaderías, y ahora las podemos hacer en casa. Son muy fáciles y con menos calorías que las fritas...
Por supuesto con otra textura, son crujientes y no como las fritas que son blanditas... pero tienen menos calorías...
Receta antigua del blog, que necesitaba unas fotos nuevas y que me apetecía hacer de nuevo, porque había olvidado lo ricas que están!!
Te dejo la receta en vídeo y te invito a suscribirte a mi canal de youtube.
Ingredientes:
     -   100g de azúcar
     -   3 yemas de huevo 
     -   1 chorrito de Ron
     -   1 cucharadita de anís en grano
     -   1 cucharada sopera de anís dulce (licor)
     -   100 ml de aceite de girasol o de oliva suave
     -   240g de harina todo uso
     -   1/2 sobre de levadura en polvo  (tipo royal), 7 g.
Para la glasa:
     -   1 clara de huevo
     -   100g de azúcar glas
     -   12 gotas de licor de anís 
Precalentamos el horno a 180ºC
Mezclamos las yemas con el azúcar, el ron , el licor de anís, el anís en grano y el aceite. Añadimos la harina tamizada con la levadura y amasamos bien.
Hacemos bolitas y con el dedo les hacemos un agujero en el centro. Las ponemos en la bandeja de horno cubierta con papel especial para horno.
Las horneamos unos 12 minutos a 180ºC. Las dejamos enfriar.
Hacemos la glasa mezclando la clara batida a punto de nieve con el azúcar glas, añadimos el licor de anís. Lo batimos bien hasta que quede espesa.
Pintamos las rosquillas con la glasa y las metemos en el horno aún caliente de hornear las rosquillas, unos 4-5 minutos, hasta que veamos que se ha secado la glasa.
¡Quedan muy ricas!
Lo mismo os apetece hacer alguna de estas recetas que os dejo en vídeo, y suscribiros a mi canal de YouTube

15 comentarios

  1. que rico ,me lo quedo ,gracias por compartir

    ResponderEliminar
  2. solo aceite de girasol

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. si ,solo aceite de girasol.Saludos

      Eliminar
    2. Hola buenas tardes me gustan tus vídeos de recetas

      Eliminar
    3. Me alegra saber que te gustan!! Gracias.

      Eliminar
  3. Julia, tienen una pinta estupenda. Con esa glasa por encima... deben estar muy ricas. Me gusta el toque de anís que llevan la mayoría de las rosquillas pero el chorrito de ron tiene que darle un toque genial.
    Tienes razón. Tienen menos calorías que las fritas, que son las que hago yo.
    Una pregunta: Se conservan bien, es decir, se deben consumir rápido o se ponen duras?
    Bicos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Si las metes en una bolsa de plástico hermética te duran varios días.Bs.

      Eliminar
  4. Que rosquillas tan buenassss y esa glassa de rechupete
    Besitos¡¡

    ResponderEliminar
  5. Pero que buena pinta, seguro que están riquisimas.
    Besos.
    Chary :)

    ResponderEliminar
  6. Que maravilla de rosquillas!! Con ese glaseado serian pura tentación, no más que verlas, me las comería a puñados, que buenas por dios....Besss

    ResponderEliminar
  7. Hola,què buena pinta,pero es imprescindible ponerle el ron y el anís?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, no es imprescindible, pero es lo que les da ese sabor característico. Si es por el alcohol, no te preocupes, al hornearlas se evapora y solo queda el sabor. Saludos

      Eliminar
  8. Me encantan estas rosquillas. Gracias Julia :* Tengo una duda: ¿A qué temperatura pongo el horno para que se eliminen los gérmenes de la clara del glaseado? Es que me gusta ponerla del huevo fresco. Bsssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, las bacterias, sobre todo la de la salmonela se matan a los 71 ºC . Pero si metes estas rosquillas a esa temperatura deberás tener cuidado de que no se te dore demasiado la glasa.

      Eliminar

Una de las mejores cosas de este blog, son tus comentarios!!
Gracias por pasarte y dejarme tus palabras. Es un placer leerlas...